Cortesía: Ven a Durango

Recorrer el viejo oeste es posible sin tener que salir en México. Y, para hacerlo, lo único que tienes que hacer es ir a Durango.

Y es que este estado tiene un lugar que puede transportarte de inmediato a cualquier película clásica del Viejo Oeste.

Se trata de Paseo del Viejo Oeste, un parque temático que ha transformado a Durango en la “Tierra del Cine”.

Este escenario, enmarcado por su única vegetación árida, ofrece un poblado de tres cuadras plagado de tiendas, restaurantes y hoteles de la época.

Te recomendamos: Ex Hacienda del Muerto: icono arquitectónico en medio del desierto

En su avenida principal es posible ver a anfitriones caracterizados como vaqueros e indios estadounidenses, quienes entretienen a los visitantes realizando representaciones.

Durango, el favorito de las películas

viejo oeste Durango
Desde la década de los 50 se consideraba a Durango el lugar ideal para realizar películas tipo Western.

Ahí fue donde, en 1971, construyó uno de sus sets, mismo que se convirtió en el parque temático duranguense.

Esto, para la película “Buck and the Preacher”, protagonizada por Sidney Poitier.

Desde entonces, este lugar ha sido escenario para rodar más de 150 películas de época.

¿Qué puedo encontrar en Paseo del Viejo Oeste?

viejo oeste Durango
El parque cuenta con:

  • Casas.
  • Un banco.
  • La cantina.
  • Tiendas de raya.
  • La cárcel.
  • Un panteón.
  • Oficinas policiacas.
  • Aldeas de los indios.

Ahí se llevan a cabo recorridos de leyendas y otros espectáculos a un costo muy accesible.

¿Cómo llegar?

viejo oeste Durango
Ubicado a las afueras de la capital del estado, se puede acceder de dos formas:

1. Si vas en tu vehículo, deberás tomar la carretera Durango-Parral hasta el kilómetro 12, donde se encuentra el parque, en San Vicente de Chuoaderos.

2. Pero, si no quieres perderte o tu auto no está hecho para terrenos difíciles, siempre puedes tomar el camión especial que sale de la Plaza principal del Centro Histórico de Durango.

Claro que este servicio, que no tiene costo, está disponible únicamente los fines de semana.

Te recomendamos: México, uno de los escenarios favoritos… ¡de los videojuegos!